3 razones para usar vinilos impresos

Los vinilos impresos utilizados como regalo promocional son muy útiles, ya que permiten unan gran variedad de usos y de diseños. Los que tienen más éxito son aquellos que permiten un uso cotidiano de los vinilo, como es el caso de los vinilos decorativos que se pueden regalar junto con la compra de un producto.

1.   Decoración de ordenadores portátiles o neveras

Muchas personas disfrutan personalizando sus cosas. Los vinilos decorativos para portátiles o para la puertas de nevera son una de las maneras más sencillas de conseguir esta personalización. Las marcas que los usen como regalo promocional tienen que conseguir que el regalo sea atractivo y, a la vez, que también se identifique con la marca par que tenga su valor como publicidad.

Si además tienen relación con el objeto todavía será más exitoso el uso. Por ejemplo, una tienda de juegos para ordenador que regale un bonito vinilo para el portátil especialmente pensado para los gammers. Aunque estos no suelen usar el portátil para jugar, se identificarán con el motivo y les encantará que su otro ordenador hable de la que es su pasión.

2.   Pegatinas para el coche

Las pegatinas son uno de los regalos promocionales más utilizados y las que se destinan al coche, si se hacen bien, pueden ser las que más éxito tengan porque no solo van a ser vistas por quien las coloca, sino por todos los demás usuarios de la carretera que las estarán viendo al pasar.

Buscar un motivo que pueda llamar la atención del sector al que va dirigido el producto de propaganda y que además deje ver bien la marca que se quiere promocionar es básico para que el regalo sea un éxito en todos los sentidos.

3.   Comercios y escaparate

Los vinilos se utilizan también para poder llevar a cabo campañas de propaganda destinadas a los escaparates o a las puertas de los comercios. Pueden ser pegatinas de mayor o menor tamaño según lo que se estime conveniente. Se utilizan, por ejemplo, para indicar en la puerta del establecimiento su horario de apertura a la vez que se hace promoción de una marca.

Que los vinilos tengan una función más allá de la simple propaganda facilita que los comerciantes quieran utilizarlos en sus puertas o escaparates de manera permanente. También pueden ser encargados por los propios comercios como una forma de decoración y de autopromoción o para sacar adelante una campaña publicitaria.